- A mí me tendrás toda la noche – comentó ella, y de inmediato se ruborizó. Él alzó una ceja y sonrió, entendiendo el porqué se había sonrojado – Quiero decir, que yo me iré de últimas. Primero asegúrate de que tus invitados están cómodos, anda.
- ¿Quieres deshacerte de mí porque tienes una cita detrás de un trozo de muro? – le preguntó Phoenix con humor.
- Sí. Con ese empresario sueco tan majo. Me está poniendo ojitos.
- Haré que lo echen.
- ¡Era broma!
- Le echaré de todas formas. Antes me preguntó por ti. Quería saber si estabas soltera.
- ¿Y qué le dijiste?
- Que ya me gustaría a mí que fueras mi pareja de verdad.

1 comentario:

  1. quien menos te lo esperas, es quien más te esperaría :) ese chico tiene buena pinta.

    ResponderEliminar

Por si quieres dejar tu huella aquí :)

c o r a z o n e s.